Noticias del Tercer Sector

- Nuestras entidades

Yeray Falcón: "Desde que fui pequeño mi ilusión era poder trabajar/ayudar dentro de lo posible en algo para “mejorar el mundo”"

Imprimir noticia
  • Yeray Falcón, Gran Canaria.

  • Voluntario en: Médicos del Mundo desde marzo de 2010

PVE: ¿Cómo te llamas y cuánto tiempo hace que dedicas tiempo al voluntariado? ¿Por qué te decidiste a hacer voluntariado?

Mi nombre es Yeray Falcón. Soy de Gran Canaria. Formo parte del voluntariado de Médicos del Mundo desde marzo de 2010, pero anteriormente tuve algún contacto en mi ciudad y en Mauritania.

Desde que fui pequeño mi ilusión era poder trabajar/ayudar dentro de lo posible en algo para “mejorar el mundo”. Desde hace unos años he tenido la oportunidad de echar una mano de forma voluntaria, intentando comprender situaciones en diferentes partes del mundo y en España también, claro está.

PVE: Cuéntanos en qué entidad haces voluntariado y tus impresiones sobre ella. ¿Por qué elegiste esta entidad?

Actualmente estoy con Médicos del Mundo España en un proyecto en el departamento de Chinandega, Nicaragua. Es una asociación con la que he colaborado anteriormente y creo que es bastante seria con lo que hace, se involucra en lo necesario. Si he repetido es porque creo en ella.

Soy sanitario y en esta asociación puede haber cabida para mi perfil, tanto a nivel nacional como internacional. La ayuda sanitaria está muy presente en sus proyectos, sea a nivel comunitario, prevención como promoción de la salud y en posibles ayudas humanitarias.

PVE: ¿En qué proyecto de la entidad participas a través del voluntariado?

Como dije anteriormente, estoy en Nicaragua en un proyecto sobre Fortalecimiento del Sistema de Salud para la mejora de la Salud Sexual Reproductiva en seis municipios del Departamento de Chinandega.

PVE: Descríbenos tu labor como persona voluntaria: ¿Qué es lo que haces? ¿Con qué colectivo trabajas? ¿Qué particularidades tiene tu voluntariado? ¿Cuántas horas de dedicas?

Por mi perfil sanitario me estoy involucrando más en el ámbito de salud materno-infantil. En este aspecto se trabaja para la disminución de la muerte materna e infantil, una red de casas maternas para que las mujeres embarazadas de comunidades alejadas puedan estar más cerca de un centro de salud y así institucionalizar los partos. He apoyado otra parte del proyecto sobre la masculinidad y género, y sobre planificación familiar.

Se está empezando la línea de base de un nuevo proyecto. En este proyecto van a estar involucradas personas de la diversidad sexual, trabajadoras del sexo, trata de personas, y he podido apoyar en algunas actividades.

Cuando no se va a terreno, a las comunidades o centros de salud/hospitales suelo pasar muchas horas en la oficina. Es la parte que menos gusta, pues yo no tengo mucho que hacer allí, debido a que los informes lo hacen los técnicos. En la oficina se trabaja desde las 07:30h hasta las 17:30h. Para ello creo que debería haber algo más de organización en el equipo, pues se tiene muchas veces la sensación de “no hacer nada”.

PVE: En tu caso, ¿Cuál consideras que es la aportación y/o cambio social del voluntariado?

Creo que la persona que viene a terreno tiene que tener una mente abierta para comprender muchas de las cosas que se ejecutan, conocer bien las necesidades de las personas a apoyar y no juzgar en las diferencias culturales que se pueden tener. Todo es entender el por qué piensan o actúan así las personas de ese entorno. No es implementar tu cultura allá donde vayas, sino adaptarla a sus necesidades.

PVE: ¿Qué te aporta a ti el voluntariado?

Aporta todo lo que es experiencia de cooperación al desarrollo siempre y cuando te ayuden y aporten cosas los compañeros. Ganas en experiencia personal sobre todo. Vas a conocer una cultura, una forma de actuar y pensar diferentes y todo eso hace que una persona pueda enriquecerse bastante. En caso de que no se vaya a terreno, sino que se ayude en el país de origen, te va a aportar el conocimiento de una realidad que puede no ser la tuya y al igual, las necesidades de esas personas.

PVE: ¿Qué te gustaría destacar de tu experiencia?

He tenido oportunidad de estar en comunidades muy necesitadas, he visto dónde y cómo viven esas personas. Creo que la labor que está haciendo el proyecto es importante, pero debe haber mucha más ayuda por parte de la población, de las organizaciones que están como contraparte. Si no se hace de esa forma, tal vez una vez que concluya este proyecto, no se va a hacer un buen seguimiento y todo puede caer en balde.

He de decir que a veces el trabajo es duro por la diferencia de culturas, sobre todo con los compañeros de trabajo. Son formas de entender el trabajo muy diferente. A veces esos choques pueden ser para bien, pues puedes aprender positivamente en una reflexión posterior, pero muchas veces, puede que las diferencias, si no se saben llevar, hagan mella.

PVE: ¿Qué le dirías a una persona que se está planteando ser voluntaria para animarla a vivir esa experiencia?

Creo que se tienen que tener muchas ganas para la experiencia en terreno, pues a veces te puedes sentir incomprendida por las diferencias y la soledad. Pero hay muchas cosas positivas que ganar. Es una experiencia enriquecedora en todos los sentidos, tanto profesional como sobre todo personal. No es que te vaya a hacer mejor personas por ser voluntario, pero sí que te va a aportar una nueva visión de muchas cosas antes desconocidas.

Buscador de noticias

buscar

C/ Tribulete nº 18, local. 28012 Madrid
Tel: 91.541.14.66
correo-e:

Subvencionado por:

Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad X-solidaria